Berenjenas Yu Xiang

Qué poca vergüenza tengo: 6 meses sin publicar en el blog. Ya me vale. No volverá a ocurrir, lo prometo.

Berenjenas_curry_4

Vamos hoy con una receta china, típica de Sichuan, una zona de China que es famosísima por su gastronomía  y que tengo en la lista de próximos destinos gastronómicos. En teoría se utilizan las típicas berenjenas chinas (más alargadas), pero como tenía unas berenjenas espectaculares en el huerto, he utilizado las redondeadas que todos conocemos.

Ingredientes (4 pax.)

  • 2 berenejenas (si son medianas, una más)
  • 2 guindillas secas picadas (también pueden ser chiles frescos)
  • 1 cucharada de pasta Doubanjiang
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 cucharada de jengibre picado
  • 2 ajos tiernos (ajetes frescos). Sólo la parte verde.
  • Aceite vegetal ligero (yo he usado aceite de cacahuete, pero puede ser de girasol)
  • Hojas de cebollino o cilantro y semillas de sésamo para decorar (opcional)

Ingredientes para la salsa

  • 3 cucharadas de salsa de soja
  • 3 cucharadas de vinagre negro (yo he usado vinagre japonés para sushi)
  • 1 cucharada de vino de cocinar
  • 2 cucharaditas de maizena
  • 1 cucharadita de azúcar

Berenjenas_curry_3

Elaboración

Cortar las berenjenas en rodajas de unos 2cm. de ancho (también se pueden cortar en bastones longitudinales). Ponerlas en un bol con agua y un puñado de sal durante 15 mins. para que se ablanden y pierdan el amargor. Pasado el tiempo, escurrir.

Mezclar en un bol todos los ingredientes de la salsa.

En un wok o sartén amplia, sofreír la berenjena. Para ello pintar cada rodaja con aceite y dorar por cada lado a fuego medio-alto. Reservar las berenjenas. En el wok sofreír el ajo, jengibre, guindilla y la parte verde de los ajos tiernos cortada en aros finos. Cuando comience a dorarse, añadir la pasta Doubanjiang y sofreír un minuto. Añadir la salsa que tenemos en el bol. Mezclar bien. Incorporar las berenjenas y un vaso de agua. Cocinar a fuego suave unos 15-20 mins. hasta que las berenjenas estén tiernas. Rectificar de sal.

Servir con semillas de sésamo tostado y hojas de cebollino o cilantro fresco.

Berenjenas_curry_2

Notas y variaciones

  • Si la salsa es poca, se puede añadir más agua. En caso quede demasiado líquida, apartar las berenjenas y reducir hasta obtener una textura con cuerpo.
  • A la hora de añadir sal hay que tener en cuenta que la salsa de soja es muy salada (los asiáticos la utilizan en vez de la sal) .
  • La cantidad de picante va a gusto del consumidor.
  • Añadir un poco de lima exprimida una vez servido el plato, le da un toque cítrico que a mí me encanta, pero es opcional.
  • Se puede comer como plato único o como guarnición. Yo las acompañé de unas costillas crujientes de cerdo al horno.
  • Si el tema ingredientes raros os da una pereza mortal, en los establecimientos de comida china venden la salsa Yu Xiang ya preparada, pero os advierto: el resultado no tiene nada que ver.

Berenjenas_curry_5

El ingrediente audiovisual

Os propongo esta esta versión reggae del Wish you were here de Pink floyd para animar vuestra cocina mientras cocinais.

Anuncios

Crema de calabaza, coco y jengibre

He estado haciendo un montón de cremas para un trabajo que llevo entre manos. Esta es la primera de ellas. Todas fáciles, ricas y muy coloridas.

Ingredientes

  • 900g. de calabaza en dados grandes
  • 1 cucharita jengibre picado (fresco o en polvo)
  • 2 dientes ajo picados
  • 1 puerro picado
  • 600ml. leche coco
  • 1 cucharita de cúrcuma en polvo
  • 500ml. caldo pollo
  • Zumo de 1 lima
  • Pellizco de chile en polvo
  • Cilantro y cebollino fresco
  • Semillas y una cucharada de yogur natural para servir (opcional)

Elaboración

Hornear la calabaza 30 minutos a 180º. Hacer un sofrito con el ajo, el jengibre y el puerro. Sofreír 10 min. Añadir la cúrcuma y el chile. Sofreír 2 min.  Incorporar la calabaza asada, el caldo y la leche de coco. Tapar y cocer a fuego medio 45 min. Salpimentar, añadir zumo de lima y triturar. Servir con hojas de cilantro, cebollino picado y semillas.

Notas y variaciones

  • Puedes sustituir la calabaza por otra verdura que te guste: calabacín, berenjenas…
  • Es mejor utilizar cúrcuma fresca rallada (en caso puedas encontrarla). Sino tienes cúrcuma de ninguna clase, usa curry en polvo.
  • Sino tienes cilantro, usa perejil o cebollino.
  • Esta crema también se puede tomar fría.

El ingrediente audiovisual

Vamos a animar la cocina con Crystal Fighters, y a disfrutar cocinando.

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Garbanzos con langostinos y chocos

Después de tanta receta exótica hoy toca receta tradicional y muy gaditana. Como tenía chocos y langostinos, decidí unir dos recetas en una: garbanzos con langostinos y garbanzos con chocos. El resultado ha sido espectacular.

garbanzos_langostinos_5

Ingredientes (4 personas)

  • Medio kilo de garbanzos secos (poner en remojo la víspera)
  • Medio kilo de langostinos crudos (limpios y sin intestinos)
  • Medio kilo de chocos en trozos
  • 2 dientes de ajo picados
  • 2 cebollas
  • 2 pimientos rojos
  • 2 pimientos verdes
  • 2 tomates
  • 1 hoja laurel
  • 1 gunidilla de cayena seca
  • 1 vaso de vino blanco
  • 1 chorreón de brandy
  • Sal, pimienta y pimentón
  • Perejil fresco picado

garbanzos_langostinos_3

Elaboración

  1. Garbanzos

Poner los garbanzos en una olla con un pimiento verde, uno rojo, una cucharadita de pimentón, la hoja de laurel y una cebolla pelada y cortada en dos.

2. Caldo langostinos

Pelar los langostinos. En una sartén con 1 cucharada de aceite sofreír cabezas y pieles a fuego medio, aplastando con una cuchara para que suelten todo el jugo. Pasados 5 mins., regar con el vino. Subir fuego y sofreír hasta reducir el alcohol. Añadir dos litros de agua y cocer a fuego bajo 20 mins. Pasar por un colador e incorporar a los garbanzos. Cocer garbanzos a fuego medio hasta que estén blandos. Desespumar si es necesario.

3. Fondo de chocos

En una sartén con un poco de aceite hacer sofrito con 2 dientes de ajo, 1 cebolla, 1 pimiento rojo y uno verde. Todo picado. Cuando esté sofrito, añadir el choco. Rehogar un par de minutos. Añadir una cucharita de pimentón y seguidamente medio vaso de vino y un chorreón de brandy. Subir el fuego y rehogar hasta que el alcohol se evapore. Salpimentar. Tapar y cocer a fuego medio 30 mins.

4. Fondo langostinos

En una sartén con aceite poner la guindilla y 5 langostinos pelados. Dorar unos minutos. Retirar la guindilla y pasar los langostinos al vaso de la batidora. En la misma sartén, hacer un sofrito con 1 cebolla y dos dientes de ajo picados.  Cuando dorados, incorporar 2 tomates rallados. Subir el fuego y sofreír bien el tomate unos 10-15 mins. Incorporar todo el sofrito al vaso de la batidora. Saca de la olla de los garbanzos los dos pimientos (retirar el corazón y las pepitas) y la cebolla (tienen que estar bien cocidos) y añadir al vaso de la batidora. Cubrir con un poco de caldo de los garbanzos y batir bien. Incorporar a la olla de los garbanzos.

5. Olla final

Cuando los garbanzos estén blandos, cortar los langostinos reservados en 3 trozos cada uno e incorporar a la olla. Añadir también el fondo de chocos. Ahora es el momento de salpimentar y dar un hervor a todo junto. Espolvorear con perejil picado. Servir.

garbanzos_langostinos_2

Notas y variaciones

  • Puedes usar cualquier vino blanco seco, pero mejor si es un buen fino jerezano.
  • Para evitar que los garbanzos queden duros, no echamos sal hasta el final del proceso y una vez hayamos incorporado los langostinos (estos también aportan sal).
  • También es importante que si necesitamos añadir más agua, que sea siempre agua caliente (para evitar que queden duros los garbanzos).
  • Si te gusta el toque picante, pon mitad de pimentón dulce y mitad de picante. Eso sí, sea cual sea el que pongas, el mejor es el pimentón de la Vera.
  • Si no sabes qué es el choco, Wikipedia te lo explica aquí. Sino tienes choco, usa sepia o calamar. Y si quieres saber las diferencias entre choco, sepia, jibia, pota y calamar, en este blog te lo explican.

garbanzos_langostinos_6

El ingrediente audiovisual

Con esta preciosa canción y este potage marinero me traslado a mi privincia de Cádiz sin salir de la cocina.

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Receta fácil de Kimchi coreano

Para hacer esta receta no tendrás que viajar a Corea a por ingredientes ni ser un experto en fermentación. Este kimchi es fácil, barato, está buenísimo y es pura salud en bote.

Si has llegado hasta aquí seguramente ya sabes qué es el kimchi, conoces sus beneficios y simplemente quieres aprender a hacerlo, así que no me voy a enrollar explicando qué es el kimchi porque para eso ya está wikipedia.

kimchi_8

Ingredientes (para dos botes como los de la foto)

  • 1 col china (o una col normal)
  • 1 nabo daikon (o dos nabos blancos normales grandes)
  • 8 zanahorias medianas peladas
  • 5 ajos tiernos incluyendo la parte verde (o una cebolleta)
  • 4 dientes de ajo pelados
  • 3 chiles frescos (o 1 cucharita de chile en polvo o  pasta de chile)
  • 3 cms. de jengibre pelado
  • Sal gorda

kimchi_6

Elaboración

Machacar los ajos, el jenjibre y el chile en un mortero. Picar el resto de verduras excepto la col. Poner en un bol con el majado y 2 cucharadas de sal. Mezclar bien con las manos. Cubrir con un papel film y dejar reposar mientras preparamos la col.

Cortar la col a lo largo en cuatro cuartos. Quitar la parte más gruesa de la col (el tronco en la col normal o la base en la col china). Reservar algunos trozos para luego tapar el kimchi. Cortar cada cuarto longitudinalmente en tiras finas.

Colocar la col en un bol de la siguiente manera: un puñado de col, una cucharita de sal. Así hasta tener toda la col en el bol. Poner encima una tapa (en mi caso un plato bocabajo) y peso encima (en mi caso un mortero de mármol). Dejar reposar 2 horas, dándole vueltas y apretando cada media hora.

Añadir el bol de verduras a la col. Mezclar bien con las manos estrujando y mezclando todos los ingredientes. Ahora es el momento de probar cómo va de sabor y rectificar de sal en caso necesario.

Meter el kimchi en botes de cristal especiales para conserva. Los que llevan una banda de goma son ideales ya que esta banda de goma permite expulsar el aire que se genera en el proceso de fermentación y ,a su vez, evita la entrada de aire al interior.

Es importante apretar bien el kimchi evitando que se formen grandes pompas de aire. Puedes usar un cuchillo para quitar las pompas que se formen en el fondo del bote. Si quedan algunas pequeñas bolsas de aire, no pasa nada. Procura que todo el kimchi quede bien cubierto de líquido y tápalo con los trozos de tronco reservados.

Cerrar los botes y dejar en un lugar oscuro a temperatura ambiente un mínimo de 7 días. A partir de ese momento tu kimchi está listo para comer, sin embargo, lo puedes tener fermentando durante meses (los coreanos lo tienen años!). Cuanto más tiempo de fermentación, más intensidad en el sabor.

Una vez abierto, consevar en la nevera hasta 15 días. Asegurate que cada vez que cierres el bote, todo el kimchi quede bien apretado y cubierto de líquido. Si alguna vez parte del kimchi queda sin cubrir, puede que aparezca una especie de moho blanco, no te preocupes, simplemente retiralo. El kimchi sigue siendo comestible.

kimchi_1    kimchi_2

kimchi_3kimchi_4kimchi_5

Notas y variaciones

Es muy importante que en todo el proceso tus manos, así como todos los utensilios, estén bien limpios. Los botes de cristal han de estar esterilizados. No queremos bacterias malas en nuestro kimchi.

El kimchi es un alimento vivo, en fermentación, por tanto su sabor va variando con el tiempo (como el vino). Yo abrí el primer bote con una semana de fermentación y el segundo bote a los dos meses. El sabor del segundo era mucho más intenso, mientras que el primero era más fresco y suave. Mi próximo bote estará tres meses fermentando. El caso es ir probando. Te recomiendo poner la fecha de envasado en cada bote.

En Corea hay tanto tipos de kimchi como aquí potages de garbanzos. En cada casa la receta es diferente. Si buscas por internet tanto los ingredientes como el procedimiento varían muchísimo. Mi recomendación es que una vez controles esta receta básica, experimentes.

Posibles ingredentes adicionales: salsa de pescado, vinagre de arroz, azúcar, salsa de soja, rabanitos, cilantro, etc.

Los coreanos comen kimchi a diario. Para ellos es una especie de aperitivo (un equivalente para nosotros serían las aceitunas) pero también lo utilizan para aderezar ensaladas, sopas, platos de verduras, arroz, etc. Es un ingrediente muy versátil, así que experimenta.

La cantitdad de picante depende del gusto de cada uno. A mí me encanta el kimchi picante, así que le puse tres chiles enteros quitando algunas semillas (mira cómo hacerlo aquí), pero esta cantidad la puedes adaptar a tu gusto.

Si quieres conocer más sobre el kimchi, te recomeindo este enlace del blog paelladekimchi.com.

kimchi_7

El ingrediente audiovisual

Un poco de Kpop (pop koreano) en tu cocina y a hacer kimchi como posesos.

 

 

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Falso arroz de coliflor

Convertir una coliflor en un falso arroz es como hacer magia. Es una manera original y diferente de utilizar la coliflor y permite muchísimas variaciones. Aquí te voy a mostrar la receta base y, a partir de ahí, las opciones son numerosísimas.

cus_cus_coliflor_04

Ingredientes

  • 1 coliflor en arbolitos
  • Un poco de aceite
  • Sal y pimienta

 

cus_cus_coliflor_01cus_cus_coliflor_02

Elaboración

Picar la coliflor muy pequeñita hasta que tenga el tamaño de granos de arroz. Este proceso se puede hacer a mano con un cuchillo grande o en una picadora. En la Thermomix 8 segundos a velocidad 4 es suficiente.

En una sartén amplia, calentar un poco el aceite, incorporar la coliflor picada, dar unas vueltas y salpimentar. Tapar y cocer a fuego medio entre 15 y 20 minutos (depende de si te gusta más o menos al dente). Dar vueltas de vez en cuando para que no se pegue.

cus_cus_coliflor_05

Notas y variaciones

No llenes mucho tu máquina de picar o no se picará de manera uniforme. Si la coliflor es muy grande, mejor picar en varias tandas.

A mí me gusta darle un tono tostado a modo de falso “socarrat”. Para ello en los últimos minutos le subo el fuego al máximo y dejo que se dore el fondo.

A partir de esta receta base puedes hacer tu falso arroz de mil maneras:

  • Varía el sofrito añadiendo jengibre, cebolleta picada, chiles, curry, salsa de soja o las especias que te gusten.
  • Incorpora verduras picadas: calabacín, pimiento, setas, guisantes, etc. y consigue un plato más contundente.
  • Si añades carne o pescado a tu coliflor, tendrás un plato único.
  • También puedes utilizar tu falso arroz en frío. Sustituye el cus-cus o bulgur de tu tabuleh por granos de coliflor y obten una versión diferente. Acompaña tu falso arroz con verduras crudas, aliña y tienes una ensalada de arroz.

 

cus_cus_coliflor_03

El ingrediente audiovisual

Alegra tu cocina y tu cuerpo con ritmazo de este fabuloso tema setentero.

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar